Guillermo Moreno presenta Alianza País como una alternativa de Gobierno

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinby featherGUILLERMO MORENO

“Somos una respuesta a una necesidad de alternativas frente a partidos tradicionales. La sociedad dominicana está en búsqueda de propuestas políticas y de un liderazgo que no la siga engañando”. Con esta frase se resume la propuesta de Alianza País (AlPaís), un partido político que aún no ha sido reconocido como tal y que cuenta con la ventaja de que su líder, Guillermo Moreno, repunta en las encuestas como opción alternativa, a pesar de que no está propiamente en campaña electoral.

Moreno propone un “cambio de rumbo” basado, primero, en una transformación del quehacer político. “Alianza País está llena de muchos no políticos que han dado el paso de introducirse a la política para cambiarla”, señala. Pero tampoco descarta contar con la experiencia de antiguos funcionarios para poner a caminar su hipotético gobierno. “Creemos que la democracia puede y debe haber, oye eso es muy importante, debe haber funcionarios que no necesariamente respondan por el partido oficial”, destaca.

“Sería una injusticia que un servidor público que haya sido honesto y haya hecho las cosas bien, por simple retaliación política fuera desplazado. También sería igualmente pernicioso poner a alguien sin capacidad en un puesto solo por ser del partido. Son de las cosas que tenemos que extirpar del ejercicio del Gobierno”, indica.

El constante posicionamiento de Moreno no en una, sino en las tres últimas encuestas patrocinadas por Hoy, Noticias SIN y Diario Libre lo han visualizado en el juego político e incluso, ha despertado el interés de los periodistas. “¡Si ando a expensas de ustedes!…”, comenta a elCaribe, como dejando claro que no ha sido el único medio detrás de él.

Con los resultados de estas encuestas (23.8% en Gallup-Hoy,11% con Penn, Schoen y SIN televisión y 15% de aprobación en Greenberg-Diario Libre) comparamos a Alianza País con el fenómeno de alternativas y esperanza que ha generado “Podemos” en España, un partido que comenzó a preocupar a los tradicionales Partido Popular (PP) y Partido Socialista Obrero Español (PSOE) cuando en menos de un año de su creación, llegó a situarse en primer lugar en la intención del voto directo.

La respuesta de Moreno a esta comparación es contundente: “Lo que podemos tener en común es que somos una respuesta a una necesidad de alternativas fuera de los partidos tradicionales… Lo que hemos buscado es ser esa respuesta y eso explica en el fondo nuestro existir. Si en la sociedad dominicana no hubiera una necesidad de cambio, la propuesta de AlPaís, por mucho que trabajáramos, no creciera”, analiza.

En una entrevista de una hora y 10 minutos que concedió a elCaribe, Moreno destaca que para alcanzar ese “cambio de rumbo” que propone “no es suficiente que haya un desplazamiento del partido gobernante, para que venga otro cualquiera a hacer lo mismo, pero con otro color y bandera”. “Para nosotros lo fundamental es hacer el cambio político para desde ese cambio político hacer ese cambio de rumbo”, apunta.

“Los resultados no nos sorprenden”

Para Moreno y los “aliancistas”, como él le llama a su equipo de trabajo, los datos de estas encuestas no sorprenden. “No son las encuestas que han posicionado a Alianza País. Es nuestro trabajo lo que nos ha posicionado en las encuestas”, señala Moreno, quien fue procurador fiscal del Distrito Nacional en el 1996-1997, durante el primer mandato gubernamental de Leonel Fernández.
Entre números y porcentajes, Moreno lee dos asuntos: Alianza País se presenta como un polo electoral, desplazando a varias de las opciones tradicionales y, además, confirma su posición como una de las mayorías políticas. “Todas las encuestas muestran que Alianza País tiene una propuesta que crece y que ni por asomo ha llegado a su techo. La tendencia será continuar creciendo”, asegura.

Su éxito de ahora se lo atribuye, básicamente, a la campaña “Un millón de amigos y amigas para Alianza País”, lanzada en agosto pasado. Con esta iniciativa, los aliancistas han visitado durante los fines de semana barrios de todo el país para contactar simpatizantes de la organización.

“Andamos por un doble camino”

En estos momentos AlPaís no existe como organización política y esta condición lo ha llevado a andar por un “doble camino”: “Hemos estado construyendo la organización y al mismo tiempo participando en el escenario político. AlPaís no está en campaña electoral”, explica.

Al no alcanzar el 2% de los votos sufragados en las elecciones presidenciales de mayo del 2012, AlPaís automáticamente perdió el reconocimiento en la Junta Central Electoral (JCE). El hecho de aún no contar con el reconocimiento no es por descuido. De hecho, cuenta Moreno, esta organización está esperando desde hace dos años la respuesta de la JCE, cuando en mayo del 2013 depositó su expediente completo con 111 mil 632 firmas de afiliados, es decir, 20 mil 894 más de las requeridas.

“Ha sido tortuosa la espera porque la Junta además de la revisión de documentación tiene que hacer un trabajo de campo y eso es validar la información de nuestro expediente visitando cada uno de nuestros 33 locales que tenemos (uno de ellos en Nueva York) y contactando a los directivos de equipos provinciales. Ese es el trabajo por parte de la Junta que estamos esperando”, destaca Moreno, quien en esta entrevista para elCaribe utilizó “la casa de unos amigos” para concederla, ubicada en la calle Euclides Morillo del Distrito Nacional.

Para sorpresa de los periodistas, fue él quien abrió la puerta a este hogar sin lujos y quien, además ayudó a preparar el escenario del diálogo. “No, no, no. Aquí no me voy a poner. Vamos a arreglar esto”, decía mientras movía los sillones de la sala para que nuestro fotógrafo Franklin Marte lograra buenas imágenes.

Las desventajas de no ser reconocido

AlPaís es la única organización política que no cuenta -todavía- con dinero del Estado, por su condición ante la JCE. Y otra cosa que lo pone en desventaja, según destaca, es la iniquidad con la que funciona el sistema de partidos.

“Ahora lo que tenemos es una plutocracia, donde el dinero fruto de la corrupción y el narcotráfico financia muchas de esas campañas. En muchos lugares lo que determina quién será regidor, diputado o candidato a senador es quien puede financiar con RD$40 o RD$50 millones una candidatura y eso es una plutocracia, porque lo que determina finalmente quien será representante no son las propuestas e ideas que levanta, sino los que tienen recursos para financiar una campaña. Como sabrán, todo el que invierte RD$20 millones no lo hace por filantropía, lo hace para poderse robar RD$200 millones desde su puesto”.

Y continúa: “Esos partidos tradicionales no están llenos de filántropos, están llenos de negociantes de la política, de gente que la usa como trampolín para acumular grandes fortunas”.

Luego de esta declaración surge la pregunta automática: ¿Qué controles tiene AlPaís para garantizar que sus ingresos sean lícitos? “En cada comunidad los equipos son responsables de recibir las donaciones y en las comunidades todo el mundo se conoce y es muy difícil no saber quién es serio… Cada equipo que recibe dinero hace un recibo, hay una contabilidad, se lleva un informe y eso a un control.

La llamada de Quirino cambió el panorama

Para Moreno la llamada y consiguientes acusaciones al expresidente Leonel Fernández por parte del narcotraficante Quirino Ernesto Paulino, durante el mes de febrero, han cambiado el panorama político porque, primero, lanzó al exmandatario a la campaña y como consecuencia, activó la propuesta reeleccionista. Y así se han producido unos niveles de confrontación muy claros dentro del partido de gobierno.

“A partir de la presencia de Quirino, el escenario político dominicano cambió porque la gravedad de las acusaciones ha determinado que el expresidente esté obligado a ser candidato del partido. Leonel Fernández está obligado a ser el candidato del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) porque resignar o declinar esa candidatura presidencial de su partido significaría una especie de admisión de muchas de esas imputaciones”, dijo el político.

Y asimismo rechazó la idea de modificar la Constitución para garantizar la postulación del presidente Danilo Medina. Sus razones son muy claras: “La reelección implicaría la compra de muchísimos legisladores y con el mismo empuje que tendrían que comprar legisladores para lograr la modificación, también tendrían que continuar usando el patrimonio público para garantizar esa reelección”.

Propone un cambio del modelo económico

La propuesta de gobierno que plantea AlPaís es un cambio en el modelo económico que impulse la producción y el empleo digno. “Debemos cambiar el modelo económico imperante –donde se exhibe el crecimiento y se reproduce la pobreza- con estrategias para lograr producir más y de mayor calidad, de tal manera que no simplemente podamos exportar materias primas, sino ir incorporando la tecnología, innovación y producción para valorizar lo que podemos producir a partir de nuestras condiciones particulares”.

Para AlPaís, los empleos de calidad se convertirían en mecanismos de distribución de riquezas. “El otro eje que proponemos es mejorar la institucionalidad democrática. No podemos avanzar al desarrollo productivo y humano si no logramos un Estado en el que las instituciones funcionen, si no logramos construir ciudadanía, que las leyes se respeten, acabar la impunidad, alcanzar la transparencia en el manejo del patrimonio público, si no logramos sancionar a los que se apropian de recursos. Hacemos poco impulsando el cambio de modelo económico si no va acompañado con una mejoría de la calidad de las instituciones”, subrayó.

Campaña “Un millón de amigos para AlPaís”

Las expectativas de lograr que los ciudadanos se inscribieran como “amigos” no eran tan altas. “Nosotros decíamos ‘¡Bueno!, solo un 10 o 15% va acceder’. Nuestra sorpresa ha sido que la media inscrita es de 20 a 30%, cuando para ello se debe dar nombre, apellido, cédula y teléfono”, apunta Moreno. Dos cosechas han dado la campaña: De ahí surgen los afiliados a AlPaís y los comités, desde donde se organizan actividades en los sectores y se expanden las propuestas. Moreno aclara que el millón de amigos se contabiliza cuando los aliancistas hacen contacto con las personas, independientemente de si deciden inscribirse o no.

Alianza
Hemos planteado una mesa de diálogo. Estoy abierto a que iniciemos un diálogo que pudiera arribar a una propuesta electoral conjunta”.

Representación
Puedo afirmar que ningún ciudadano se siente representado en sus regidores, síndicos, diputados y senadores”

Fuente elcaribe.com.doFacebooktwitterredditpinterestlinkedinby feather